Un mundo virtual, un delito real

En tiempos de pandemia, la tecnología se volvió el medio de socialización por excelencia para todos, tanto en espacios laborales, como familiares, educativos, culturales, etc., migran a plataformas como zoom, meet, cisco, teams, skype y, sin saber mucho lo que implicaba vincularse a ese nuevo escenario, se adentraron en una era digital, que también presenta riesgos. Por ello, en este blog queremos exponer los peligros más conocidos para los niños, niñas y adolescentes, comencemos…

¿Qué es una red social? 

Una red social es una página web o aplicación móvil, que nos permite comunicarnos entre usuarios, con diferentes objetivos, reglas comunitarias, protección de la privacidad, navegantes (empresas, personas, jóvenes, empleadores, etc.) y modalidades de interacción, por ejemplo, a través de fotos, vídeos, textos etc.

En las redes sociales por lo general existen reglas de protección a menores, sin embargo, han sido fácilmente pasadas por alto por los mismos menores sin ningún tipo de pauta previa de enseñanza, prevención o conocimiento sobre los conceptos determinantes, como la privacidad, en los que se juega un papel importante en la socialización abierta y sin restricciones que tienen las Redes Sociales.

Dentro de las redes sociales más usadas a nivel mundial en el 2020, nos referimos al siguiente listado citado por 2im marketing.com, un estudio realizado por Statista.

Este es el ranking mundial del top 15

  • Facebook: 2.449 millones de usuarios.
  • Youtube: 2.000 millones de usuarios.
  • WhatsApp: 1.600 millones de usuarios.
  • Facebook Messenger: 1.300 millones de usuarios.
  • WeChat: 1.151 millones de usuarios.
  • Instagram: 1.000 millones de usuarios.
  • Tik Tok: 800 millones de usuarios.
  • QQ: 731 millones de usuarios.
  • QZone: 517 millones de usuarios.
  • Weibo: 497 millones de usuarios.
  • Reddit: 430 millones de usuarios.
  • Snapchat 382 millones de usuarios.
  • Twitter: 340 millones de usuarios.
  • Pinterest: 322 millones de usuarios.
  • Kuaishou: 316 millones de usuarios.

 

¿Para qué sirven cada una de las redes sociales?

  1. Facebook: Su función principal es conectar usuarios, poner en contacto a personas para que compartan información sobre ellos mismos, sus gustos, sus experiencias y en definitiva, su día a día. (¿Qué es Facebook, para qué sirve y cómo funciona esta red social? (webescuela.com))
  2. Youtube: Permite a sus usuarios subir vídeos para que otros puedan consumirlos en cualquier momento y de manera online. Pero en esta red no solo puedes visionar contenido profesional, sino también de cualquier tipo de usuarios. Todas las personas pueden crear una cuenta en ella y ofrecer sus propios vídeos al resto del mundo. (¿Qué es YouTube y cómo funciona esta red social de vídeos? (webescuela.com))
  3. WhatsApp: Permite enviar mensajes de texto y comunicarse de muchas otras maneras gratis como haciendo llamadas, videollamadas y más, mientras se cuente con una conexión a internet. (¿Para qué sirve el WhatsApp? (paraquesirven.com))
  4. Facebook Messenger: Permite hablar directamente con empresas que cuentan con una página en la red social. Incluso, es posible comprar sus productos de forma directa. Además, Messenger se integra con los juegos que encontramos en Facebook y, en algunos mercados, permite enviar dinero directamente entre usuarios. (Qué es Facebook Messenger y para qué sirve (malavida.com))
  5. WeChat: No sirve únicamente para comunicarse con otras personas, en ella se pueden hacer cosas tan dispares como realizar transacciones inmobiliarias, reservar habitación para un hotel, ver un juicio en directo, pedir un taxi… o hablar con tu hijo a través de un juguete que emite tu voz gracias a la aplicación. (¿Para qué sirve Wechat? (wechatgratis.com))
  6. Instagram: Permite a sus usuarios compartir fotografías y video. El objetivo de cada integrante de esta red social es tomar fotografías y videos, y cargarlos para compartirlos con amigos y seguidores (gente interesada en su contenido). (¿Para qué sirve Instagram? (paraquesirven.com))
  7. Tik Tok: Permite crear fácilmente contenido videográfico. Pudiendo crear vídeos divertidos y cortos de sí mismos, incluir música de fondo, acelerar o reducir la velocidad del vídeo y también editarlos con filtros de todo tipo. (▷ QUÉ ES y para qué sirve TIKTOK (ventajas y desventajas) (expertosnegociosonline.com))
  8. QQ: Permite enviar mensajes, jugar en línea, escuchar música, hacer compras, ver películas, y hacer chat de voz. (¿Qué es la red social china QQ? | ✈ SEO para Pymes – La mejor Agencia ✔ (seopymes.com))
  9. QZone: Permite tener espacio personal en donde se puede personalizar blogs, publicar fotos, escuchar música, mantener diarios, etc. (ᐅ ¿Cómo funciona QZone? ⚡️ » Cómo Funciona (como-funciona.com))
  10. Weibo: Los usuarios pueden enviar mensajes de texto con imágenes, vídeo o audio que no sobrepasen los 140 caractere El uso del símbolo @ se usa de igual forma para etiquetar a otros usuarios, también se pueden citar mensajes de otras personas y dar me gusta. (ᐅ ¿Cómo funciona QZone? ⚡️ » Cómo Funciona (como-funciona.com))

Y ¿cuánto tiempo permanecen las personas en estas redes sociales? Según algunas fuentes consultadas como la BBC, páginas especializadas como educar y aprender, entre otras, destacan las siguientes estadísticas que preocupan e inquietan a cerca del verdadero sentido de las redes y su importancia en la vida de los humanos. “Se estima que los adolescentes pueden pasar hasta 9 horas diarias en línea, de las cuales al menos el 30% es destinado para interacciones en redes sociales, 60% del tiempo desde su teléfono móvil”. 

“Acerca de la información sensible de los menores, cabe mencionar que en torno al 45% configura su perfil en redes sociales como privado, el 30% limita el acceso de sus seguidores a su información personal y cerca del 25% lo establece en modo públicoEntre ellos, cerca del 30% hace visible el nombre de su escuela”  “Por otra parte, el 90% de los más jóvenes comparte su número de teléfono y un 10% el nombre de su ciudad”.  

“Los menores, destinan diariamente más de 3 horas de su vida a realizar cualquier acción en sus perfiles sociales. Además, la frecuencia de conexión de una cuarta parte de ellos es de más de 10 veces al día (muy superior en redes sociales como WhatsApp). El 50% de los más jóvenes se limita a ejercer el papel de observador en sus perfiles sociales. Sin embargo, el 40% participa de manera activa a través de mensajes, fotos o vídeos. El dato más alarmante en cuanto a tipo de contenido publicado, es el 20% de menores que han publicado contenido propio de carácter íntimo. Además, un 10% ha difundido dicho contenido de terceras personas”.  

¿Qué puede pasar en Internet? 

En el sentido más estricto, Internet es una red informática que permite intercambiar información a nivel mundial. Es una de las herramientas que mayor auge tuvo durante la pandemia, lo que obligó a muchos adultos a conocer una nueva forma de desarrollar sus actividades laborales, mantener un entorno social, encontrar espacios de ocio y diversión, entre otros. 

Si hiciéramos un balance acerca de las ventajas y desventajas de la Internet, encontramos innumerables beneficios y usos adecuados, haciendo evidente que la tecnología facilitó muchos aspectos de la cotidianidad, más también se generó un nuevo espacio para que algunos riesgos que estaban sujetos al mundo real migrarán al mundo virtual, afectando también el desarrollo psicosocial de los niños, niñas y adolescentes

¿Qué pasa en la red?

La UNICEF (2019), clasifica los diversos riesgos existentes en línea, los cuales se clasifican así:

  • Riesgo de contenido: Este consiste en que las páginas, documentos, imágenes, videos, juegos, entre otros, incluyan imágenes con contenido sexual explícito, violento, con información que invite o sugiera conductas suicidas, discriminatorias o que inciten al odio. 
  • Riesgo de contacto: Se presenta cuando los menores de edad, a través de las diferentes páginas, juegos o redes sociales, establecen contacto con personas que los involucran en comunicaciones asociadas con sexualidad, discriminación, bullying, entre otros. 
  • Riesgo de conducta: Este riesgo se materializa cuando los NNA participan en acciones que generan contenidos o contactos de riesgo para sus pares, por ejemplo: producen material de contenido sexual en el que participan ellos o terceros, generan contenidos para agredir con asuntos propios de raza, género o participan en grupos que promueven comportamientos suicidas. 

Estos riesgos se materializan en fenómenos que ya están en estudio por parte de la comunidad científica y autoridades del mundo, entre los principales se encuentran: 

  • Sexting: Surge del intercambio de fotografías o videos con contenido erótico o sexual explícito mediante el teléfono celular. 
  • Grooming: Un adulto establece relación con un menor de edad, mediante redes sociales e información falsa para su satisfacción sexual, al obtener de este, fotografías o videos eróticos, e incluso, en algunas ocasiones, puede generar la preparación de un encuentro. 
  • Ciberbullying: Esto se da cuando un niño o niña recibe burlas, amenazas, comentarios hostiles, etc., mediante sus redes sociales, medios interactivos o teléfono celular. En muchos casos, el anonimato del agresor permite que la forma y el mensaje sea cada vez más fuerte y dañino.
  • Ciberacoso: Se origina tras el contacto de un adulto con un menor de edad a través de Internet o redes sociales, con la finalidad de amenazar, acosar, humillar, avergonzar, incluso, involucrarlos en su dinámica de acoso con otros menores. 

Además de ello, en Internet se encuentra un gran número de páginas cuyos contenidos promueven actividades de riesgo para los niños, niñas y adolescentes, como puede ser el intercambio de videos y fotografías con contenido sexual (onlyfans.com), retos que involucran poner en riesgo la vida, entre otros; por ello, es indispensable conocer el medio en el que más se conectan nuestros hijos, sólo así será posible adoptar medidas más eficientes encaminadas a la prevención de cualquiera de estas situaciones.

Perfiles de los agresores

¿Sería posible decir que quienes buscan pornografía en Internet, son agresores sexuales? Este es un punto inicial de debate, podrían surgir muchas opiniones al respecto, puesto que para muchas personas resulta una práctica recurrente el buscar este tipo de información en línea, pero si se tuviera la particularidad de que el contenido sexual que les resulta gratificante es aquel que tiene imágenes explícitas de niños, niñas y adolescentes ¿cambiaría la respuesta?, definitivamente sí. 

¿Y quién busca ese contenido? Esta no es una pregunta fácil de resolver, porque además de buscar contenido sexual en línea producido con menores de edad, también hay quienes hacen cuanto sea necesario para buscar interacciones en tiempo real con niños, niñas y adolescentes, lo que configura dos perfiles diferentes, puesto que la motivación en cada uno de los casos es completamente distinta; sin embargo, estos comportamientos no pueden ser tolerados bajo ninguna circunstancia y es nuestra responsabilidad sancionarlos de forma contundente.

A continuación, se describen algunas de las características más relevantes de quienes consumen material sexual producido con niños, niñas y adolescentes en línea. 

  • Hay quienes tienen preferencia exclusiva por contenidos sexuales exclusivos con NNA, y otro grupo de personas, que observan todo tipo de información sexual, es decir, no se restringen a menores de edad. En este sentido, los agresores en línea suelen no tener diagnósticos de pedofilia, puesto que no es su interés pasar de la agresión en línea a la agresión real.
  • Los consumidores de imágenes con contenido sexual con NNA generalmente son hombres, con relaciones interpersonales poco estables, buen nivel educativo y estabilidad laboral.
  • No cuentan con historial de abuso de sustancias psicoactivas, ni antecedentes judiciales con anotaciones, tampoco registros de abuso a menores de edad, pero probablemente sí han consultado alguna vez servicios de salud mental, y por lo tanto, han estado en algún tipo de proceso psicoterapéutico.
  • Se ha encontrado que tienen un buen nivel de autocontrol, conciencia, escasas distorsiones cognitivas, bajas puntuaciones en escalas de psicopatía, no se identifican a nivel emocional con los protagonistas de las imágenes, más sí desarrollan habilidades de empatía.

Por parte, no podemos perder de vista, que quienes utilizan a niños, niñas y/o adolescentes para la producción de pornografía, también son agresores, sus rasgos de identificación son diferentes a quienes compran o distribuyen esos contenidos. Si bien es cierto, el objetivo de este blog no es describir los rasgos de personalidad de quienes están involucrados en la producción de material pornográfico con menores de edad, si es preciso especificar que ese comportamiento es un delito, por tanto, es indispensable retirar o reiterar la importancia de censurar estos hechos y denunciarlos ante las autoridades competentes

Detección: ¿Cómo saber si nuestros hijos están siendo vulnerados? 

La detección de este tipo de delitos no es sencilla y se encuentra ligada a cambios importantes en el comportamiento de los NNA, por ello, lo fundamental es que padres de familia y/o cuidadores en general, aprendan a conocer a sus hijos para así detectar, cambios significativos en su comportamiento y estado de ánimo.  

Ahora bien, resulta indispensable aclarar que las consecuencias o efectos que pueda tener en los niños, niñas y adolescentes a causa del mal uso de las redes sociales, pueden variar de acuerdo a aspectos personales (edad, nivel de escolaridad, género), contexto familiar (red de apoyo, recursos psicológicos), características (tiempo de exposición, contenidos compartidos, número de interacciones, etc.). Teniendo presente estas consideraciones, a continuación se listan algunos de los indicadores que pueden señalar si los niños están involucrados en situaciones de delitos sexuales en línea :

  • Cambios en hábitos, entre otros: 
    • Cambia los dispositivos para acceder a Internet, así como el tiempo en el que está conectado
    • Deja de practicar actividades preferidas
    • Cambios en el rendimiento escolar
    • Cambio de hábitos alimenticios
    • Oculta las comunicaciones que tiene en su móvil
  • Cambios en el estado de ánimo
    • Reacciones agresivas
    • Tensión permanente
    • Tristeza, apatía o indiferencia
  • Cambios en las relaciones interpersonales
    • Cambio en su grupo de amigos más cercanos de manera inesperada o inexplicable
    • Reacciones extremas ante bromas o comentarios simples
    • Cambio en su relación con los adultos 

Una vez más, reiteramos la importancia de conocer muy bien a los niños, niñas y adolescentes de tu familia, sólo así será posible detectar oportunamente cualquier situación que esté afectándolos. 

¿Y cómo podemos prevenirlo? 

Si Internet es un mundo digital con infinitas posibilidades de aprendizaje y diversión, resulta un escenario perfecto para construir pautas de manera conjunta (padres e hijos), para moverse en él y así minimizar los riesgos a los que los niños, niñas y adolescentes están expuestos. Aquí te hacemos algunas recomendaciones

  1. Coordinar con el colegio: Es importante mantener el diálogo con los docentes acerca de los temarios, usos de las herramientas tecnológicas y criterios en el acceso a determinada información.
  2. Ubicación del computador: Los equipos que utilizan los niños, niñas y adolescentes, deben estar ubicados en un lugar central de la casa, un espacio en el que un adulto pueda observar qué actividad se encuentra realizando, controlar tiempos de conexión y tipos de actividades, sin vulnerar su privacidad al acceder privadamente a sus correos o perfiles.
  3. Educar desde el ejemplo: Con las estrategias de trabajo en casa o home office, muchos padres de familia o adultos cuidadores, transformaron sus hábitos y pasan una parte del día conectados, así que estas nuevas exigencias, permiten compartir con los hijos acerca de los hábitos en las redes y en general sobre su uso: tiempo de conexión, contenidos a publicar, uso de la información personal, etc. 
  4. Generar criterio para la elección de contenidos: Acompañar a tus hijos en la búsqueda de contenidos de su preferencia, puede darle pautas para la elección, considerando aspectos de calidad, efectividad y seguridad, no todas las páginas tienen información confiable en línea. En este aspecto, es muy importante utilizar un lenguaje acorde a la edad de tu hijo e ir avanzando en la construcción conjunta de estos criterios. 
  5. Privacidad de la información: Es indispensable generar un espacio de diálogo en el que se establezcan unos criterios para definir qué información se puede publicar y cuál no, se debe tener cuidado con
    1. Información personal detallada: Nombre completo, número de documento de identidad, número telefónico o correo electrónico, incluso, dirección de la vivienda o de lugar de estudio.
    2. Información de tipo financiero: Número de cuenta, registro de traslados de dinero, claves, entre otras.
    3. Fotografías o videos: La información que subimos a redes sociales queda en la nube, por eso, aunque se elimine del perfil, alguien más podría acceder a ella, por lo que resulta muy importante decidir qué se quiere publicar y qué deseamos mostrar
    4. No aceptar solicitudes de amistad o contactos con personas desconocidas o que pretendan conocerlos mediante Internet. 
  6. Uso de la cámara web: La cámara web es una herramienta muy usada actualmente, en el caso de los menores de edad, particularmente en todos los espacios educativos; no obstante, en otras aplicaciones solicitan al usuario un permiso para acceder a la cámara, pero ¿realmente es necesario? No, así que resulta válido concertar reglas para decidir en qué momentos se hace uso y con qué personas se permite el acceso a la cámara. 
  7. Uso de controles parentales: Estos controles permiten configurar privacidad y bloquear contenidos no aptos para menores de edad; pueden configurarse tanto en computadores, smartphones, medios de comunicación, redes móviles, consolas de juegos, entre otros. Esta es una de las herramientas más usadas y aunque no tiene el 100% de efectividad, si es un gran aliado para limitar contenidos no deseados
  8. Rutinas y uso web: La comunicación es fundamental. Así como los padres tienen conocimiento de rutinas diarias con respecto al aseo, al vestuario, los amigos más frecuentes, gustos y hobbies de sus hijos, asimismo deben conocer las páginas web más visitadas, juegos de su preferencia, su perfil electrónico, entre otros. Igualmente, esa comunicación también puede encaminarse en los contenidos que encuentran y en los usos más favorables de la tecnología.

Sabías que…

    • De acuerdo a la UNICEF, resulta preocupante que el mayor acceso y la creciente exposición a los medios electrónicos en niños, niñas y adolescentes llegue a tener consecuencias nocivas; entre ellas, disminuir la capacidad de los padres para comprender las experiencias de sus hijos o brindarles protección y apoyo eficaces.

No es un panorama sencillo, existen muchos retos para que, en familia, sea posible abordar el uso adecuado de la tecnología y así, explorar de manera segura todos los beneficios y aportes que pueda representar, por lo que resulta de gran importancia poner en práctica todas estas tareas, no tengan miedo en conectarse y explorar ese nuevo mundo virtual.

En el siguiente blog, tendremos un espacio dedicado para conocer cuáles son las acciones que desde el Estado se realizan para prevenir y sancionar los delitos sexuales que suceden  en línea, además de tener presentes las actuaciones judiciales que se han ejercido en contra de los agresores.

 

¡Hasta la próxima!

 Fuente: Artículo ¿Cuáles son las redes sociales más usadas en 2020? Recuperado de https://2immarketing.com/cuales-son-las-redes-sociales-mas-usadas/      

Fuente: Artículo ¿Cuánto tiempo de tu vida pasas en las redes sociales? Recuperado de: https://ilifebelt.com/cuanto-tiempo-vida-pasas-las-redes-sociales/2017/04/#:~:text=Se%20estima%20que%20los%20adolescentes,tiempo%20desde%20su%20tel%C3%A9fono%20m%C3%B3vil. el 25 de enero de 2021.

Citado de: Fuente, Artículo Datos sobre el uso de las redes sociales en niños y adolescentes. Recuperado de: http://educaryaprender.es/datos-uso-de-redes-sociales-ninos-y-adolescentes/ 

Citado de: Fuente: Artículo Los países en los que la gente pasa más tiempo en las redes sociales. Recuperado de: https://www.bbc.com/mundo/noticias-49634612 

UNICEF. Niños, niñas y adolescentes en línea. Riesgos de las redes y herramientas para protegerse (2019). Recuperado de: https://www.unicef.org/chile/media/3096/file/lacro-en-linea.pdf. Fecha de recuperación: 22 de enero de 2021.

 Sotoca-Plaza, A., Ramos-Romero, M. y Pascual-Franch, A. (2020). El Perfil del Consumidor de Imágenes de Abuso Sexual Infantil: Semejanzas y Diferencias con el Agresor offline y el Delincuente Dual. Anuario de Psicología Jurídica, 30, 21 – 27. Recuperado de https://doi.org/10.5093/apj2019a11 el 22 de enero de 2021 

UNICEF. La seguridad de los niños en línea, retos y estrategias mundiales (2012). Recuperado de https://www.unicef-irc.org/publications/pdf/ict_spa.pdf. el 22 de enero de 2021. 

Juan, I. M., Vayá, E. J. C., & García, M. S. (2014). Victimización infantil sexual online: online grooming, ciberabuso y ciberacoso sexual. Delitos sexuales contra menores: abordaje psicológico, jurídico y policial, 203-224. Recuperado de:

https://www.researchgate.net/profile/Irene_Montiel/publication/275273999_Victimizacion_Infantil_Sexual_Online_Online_Grooming_Ciberabuso_y_Ciberacoso_sexual/links/553692660cf268fd001870be/Victimizacion-Infantil-Sexual-Online-Online-Grooming-Ciberabuso-y-Ciberacoso-sexual.pdf Recuperado de 26 de enero de 2021. 

Ramirez H (2020). Groomig. ¿Qué es, cómo detectarlo y prevenirlo? Recuperado de https://protecciondatos-lopd.com/empresas/grooming/ 25 de enero de 2021

 Instituto Nacional de Tecnología de la Comunicación – INTECO-. Guía legal sobre ciberbullying y grooming. Recuperado de https://www.educacion.navarra.es/documents/57308/57740/ciberbullyng.pdf/1c169fb5-b8ab-478f-b7f4-7e3d22adab14 al 25 de enero de 2021.

 

Comments are closed.